HOME » Noticias

Hoy en la historia judía / Se publica Mundo Israelita, el primer diario en castellano destinado a la comunidad judía argentina

Buenos Aires, 8 de junio de 2017.

En junio de 1923 se publica la primera edición del periódico Mundo Israelita, el primer semanario en castellano destinado a la comunidad judía que vivía en la Argentina.

Sus editores y responsables eran dos prestigiosos intelectuales, Salvador Kibrick y Samuel Resnick, quienes impulsaron la iniciativa con la intención de que en sus páginas se reflejara tanto el acontecer social y cultural de la vida judía que se llevaba a cabo en las innumerables instituciones existentes, como también lo que ocurría en la lejana Europa, el norte de África, Turquía, Líbano y Siria. Además, informaban el desarrollo de la colonización judía que se estaba llevando a cabo en Eretz Israel (la tierra de Israel) movilizado por el Movimiento Sionista.

Tanto Kibrick como Resnick decidieron editar Mundo Israelita convencidos de que los jóvenes miembros de la comunidad necesitaban un medio periodístico local en el idioma que hablaban en sus lugares de trabajo, en la universidad y en los centros de reunión en los que interactuaban socialmente.

Su intención no fue reemplazar a los medios que se publicaban en idish, como los diarios Di Idishe Zaitun (El diario Israelita) y Di Presse (La Prensa), sino llegar a un sector de la comunidad que diariamente utilizaba el castellano como medio de expresión y también a los jóvenes de origen sefaradí y del Cercano Oriente cuyas familias habían emigrado a la Argentina buscando un mejor nivel de vida.

El momento elegido no era, quizás, el mejor pues la estructura comunitaria se estaba estableciendo y debía enfrentar prejuicios antisemitas que habían tenido su eclosión hacía cuatro años y medio, durante la Semana Trágica, a lo que se le sumaba la acusación de que los judíos, a quienes popularmente las masas populares denominaban “rusos” o despectivamente “rusitos”, eran todos partidarios de la revolución bolchevique.

Con el paso de los años, Mundo Israelita se convirtió en el difusor de las manifestaciones culturales judías que se llevaban cabo en el país: las obras de teatro, los conciertos, la producción literaria, etc., a la vez que pasó a ser un medio que permanentemente enfrentaba todo tipo de discriminación que se intentaba establecer en el país.

Fue el medio en que en forma constante se denunció las leyes racistas antijudías del nazismo y su implementación en Alemania, los intentos de sus seguidores locales para establecer un régimen similar en la Argentina, y a partir del inicio de la Segunda Guerra Mundial, de las persecuciones que los nazis llevaban a cabo contra la población judía de los países que militarmente dominaban.

Asimismo, el periódico difundía el accionar del Movimiento Sionista en Eretz Israel y los esfuerzos denodados de las diversas comunidades judías del orbe destinados a salvar judíos de la muerte en los campos de exterminio.

Concluida la conflagración mundial, sus páginas se convirtieron en defensoras de la tarea en pos del establecimiento de un Estado judío, sin dejar por ello de ocuparse de la realidad comunitaria local y a partir de la instauración del Estado de Israel, fue un vínculo constante en el que se podía seguir semanalmente lo que allí estaba sucediendo; tarea que continúa hasta la actualidad.

A lo largo de sus 90 años de vida publicaron notas y comentarios destacados intelectuales judíos y no judíos, contándose entre ellos: Alberto Gerchunoff, César Tiempo, Samuel Rollansky, Lázaro Schallman, Máximo Yagupsky, Lázaro Liacho, Moisés Goldman, Marcos Aguinis, Carlos Grumberg, Ricardo Feierstein, Moshé Korin, Egon Friedler, Ariel Ploshchuk, Marcos Diskin, Simja Sneh, Bernardo Ezequiel Koremblit, Samuel Eichelbaum, Ricardo Rojas, Arturo Capdevila, Jaime Barylko, Victoria Ocampo, Alejandra Pizarnik, León Dujovne, Mark Turkov, Samuel Tarnopolsky, Bernardo Kliksberg y Manuel Tenenbaum, entre otros.

 

Fuente: Itongadol/AJN